10.31.2013

Pensamiento Lateral Edward de Bono, NO vs PO

En estos videos Edward de Bono hace algunas explicaciones sobre el pensamiento creativo y su concepto del pensamiento lateral o lateral thinking (un tipo de pensamiento creativo que busca generar ideas inusuales al alejarse del patrón de pensamiento tradicional).

En este define al pensamiento creativo como una habilidad relacionada con la creación de valor y denota la gran influencia que tienen en nuestra forma de pensar las ideas de pensamiento de Aristóteles, Platón y Sócrates.



En este habla acerca de mirar al mundo desde otro punto de vista, las formas tradicionales para salirse de los caminos usuales de pensamiento (por error, por accidente y el humor) y una forma planeada como el pensamiento lateral:



Lo que pasa cuando en vez de utilizar el juicio (pensamiento que se usa para evitar salirse del patrón establecido, que dice que una idea está mal y que da como respuesta un NO) se usa el valor de movimiento de una idea (veamos a dónde nos puede llevar esa idea, PO). Además explica los métodos de provocación y de escape de ideas que se dan por sentadas:



Acerca del método del elemento aleatorio:



En su libro, "Seis sombreros para pensar", Edward de Bono explica un método para aplicar el pensamiento paralelo expuesto a su vez en otro libro suyo llamado "Paralell thinking". Este tipo de pensamiento se opone a la argumentación (que es el pensamiento clásico griego base de las discusiones). De Bono explica que ese pensamiento ( la argumentación) se inventó para encontrar la verdad y "carece totalmente del elemento constructivo, creativo o de diseño". Cómo se explica mejor aquí, la obra original del pensamiento lateral es "New Think" de De Bono.

7.24.2013

7 Consejos para Lograr un Espacio Creativo

Este artículo ha sido publicado en Foroalfa: http://foroalfa.org/articulos/7-consejos-para-lograr-espacios-de-creatividad

Comparto algunas ideas para lograr que los espacios de trabajo inviten a la creatividad.

Primero un caso: Un día, dos empleados se encontraron en una zona común pero no hallaron lugar para desarrollar su conversación en privado y aplazaron para siempre esa charla casual. Otro día, sintieron que sus instalaciones evitaban que la gente se encontrara y hacían que la compañía pareciera aún más grande, más dividida. ¿Suena familiar?

Lo contrario sucede en empresas altamente innovadoras. Luego de trasladarse a las oficinas de Emeryville, Lasseter, CCO de Pixar expresó: "Empecé a encontrarme gente que no había visto en meses. Nunca había visto un edificio que promoviera la colaboración y la creatividad tan bien como lo hace este".[1]

Los espacios físicos tienen influencia en el comportamiento humano. El hábitat de las organizaciones no se escapa de este principio y puede promover comportamientos relacionados con la creatividad como la colaboración y la conexión entre personas e ideas.

Aquellos que crean en la importancia del diseño del espacio en la cultura de una organización, seguramente encontrarán útiles estas siete maneras de hacer que un espacio corporativo invite a la creatividad:

1. El atrio central de Pixar.

Vale la pena tener en cuenta el concepto detrás del atrio central de Pixar: inicialmente Lasseter quería un edificio tradicional de Hollywood con áreas separadas para cada equipo pero los trabajadores de Disney expresaron que no querían sentirse aislados. "…hay una tentación…de creer que las ideas pueden desarrollarse mediante email y iChat... es una locura, la creatividad viene de las discusiones casuales... La creatividad viene de las reuniones espontáneas...si un edificio no promueve eso, entonces perderás una gran cantidad de innovación y la magia provocada por la casualidad, por eso diseñamos el edificio para hacer que la gente salga de las oficinas y se encuentre en el atrio central" decía Steve Jobs acerca de la sede de Pixar en cuyo diseño se involucró de lleno.[2]

Consejo 1: Para promover la conexión entre ideas y personas, asegúrese de contar con espacios que promuevan encuentros casuales

2. Los nichos de Christopher Alexander

De nada sirve promover un encuentro entre compañeros de trabajo que no se pueda convertir en una conversación privada. La falta de privacidad para seguir una conversación casual, puede frustrar el intercambio de ideas. Así lo explican Fayard y Weeks[3]. El exceso de ruido y tráfico en una zona puede impedir la conexión entre personas, estos autores citan el ejemplo de los nichos de Christopher Alexander con los que el arquitecto soluciona el problema en su estudio de patrones. Expone que los nichos, pequeños lugares que acaban con la homogeneidad de un espacio, dan a las personas la oportunidad de tener un poco de privacidad. Estos pequeños espacios son fundamentales para la conexión entre individuos.

Consejo 2: Haga que el espacio permita que una conversación casual pueda convertirse en una conversación privada. 


3. La curva Allen. 

A finales de los setenta, Thomas Allen de MIT representó con esta curva la reducción exponencial en la frecuencia de comunicación entre un grupo de ingenieros, conforme aumentaba la distancia entre ellos[4]. Se determinó que la distancia crítica era 50 metros.

Allen ha estudiado la relación existente entre la estructura administrativa de una organización y los espacios arquitectónicos. Recientemente se ha preguntado cómo las nuevas tecnologías influyen en la comunicación entre compañeros.  Ha formulado que entre más se vean físicamente dos personas, más probabilidad hay de que se contacten por medios virtuales. Aunque parece obvio, en algunas oficinas se empeñan en aumentar la distancia entre los compañeros de trabajo limitando así, su capacidad de colaboración.

Consejo 3: Si desea evitar los silos reduzca a menos de 50m la distancia entre compañeros de trabajo.

4. ¡Ni siquiera Mark tiene una oficina!

A veces se busca generar divisiones innecesarias entre compañeros de trabajo. Incluso hay casos de oficinas donde todos escuchan lo que dicen lo otros pero están divididos por cubículos que llegan casi hasta el techo, generando así la imposibilidad de conexión, ¡y también de concentración! En ciertas culturas empresariales, los grados jerárquicos desean aislarse, creando, por ejemplo, la inmensa oficina del gerente inalcanzable.

Facebook optó por lo contrario, prefirió bajar bastante las barreras para promover la colaboración entre compañeros, Jocelyn Goldfein, Directora de Ingeniería de la compañía, explica al hablar de la cultura de Facebook que “ni siquiera Mark (Zuckerberg) tiene una oficina…(Facebook) es la compañía exitosa más humilde que he conocido”[5]

Consejo 4: Trate de replantear los símbolos de poder en su organización y reduzca barreras físicas que impidan la interacción entre compañeros.

5. El efecto fotocopiadora

En grandes compañías este es prácticamente el único lugar en que personas de diversas unidades funcionales interactúan. ¿A cuántas personas no ha conocido en el dispensador de agua de la oficina (o en la fotocopiadora, la dispensadora de alimentos, la cafetera)?. Como explican Fayard y Weeks,[6] usualmente este tipo de recursos compartidos son un generador silencioso de interacciones, en especial aquellos que requieren la ayuda de un “compañero experto” como cuando se atasca el papel en una complicada copiadora.

Consejo 5: Para invitar a la interacción entre compañeros de distintas unidades funcionales, provea recursos compartidos cuyo uso requiera colaboración.


6. La galería de almacenamiento

Es difícil trabajar en un equipo sin un espacio dónde trabajar en conjunto. El equipo de trabajo de un proyecto, requiere de un espacio para que discutir tranquilamente y trabajar en un objetivo común de intercambio constante. Por esto se recomienda tener espacios dedicados a los proyectos.

Una característica de estos espacios debe ser la de contar con lugares visibles para exponer el trabajo en progreso pues, como explican Doorley y Witthoft[7], estas galerías de almacenamiento inyectan energía al espacio, invitan a la retroalimentación y permiten que la gente se inspire del trabajo de otros.

Consejo 6: Para invitar a la retroalimentación y alimentar la energía del grupo, provea espacios de trabajo en equipo con espacios para mostrar el trabajo en progreso.


7. Buena es la oficina abierta… pero no tanto

Una oficina totalmente abierta no es la solución perfecta. Existen momentos de trabajo individual que toda compañía desearía promover. En un espacio totalmente abierto, los trabajadores buscan alguna manera de tener privacidad, implementando elementos que la generen, por ejemplo, un par de audífonos. Se debe procurar contar con soluciones para el trabajo individual sin interrupciones, en el que los individuos aprendan y construyan solos.

Consejo 7: Para evitar el exceso de apertura, asegúrese de que las personas inmersas en su trabajo individual puedan optar por no ser interrumpidas.

Por último: la importancia de las normas sociales en el uso del espacio

El espacio está estrechamente relacionado con las normas sociales. Para lograr que estos consejos funcionen, debe asegurarse de comunicar a los usuarios el uso deseado o permitido del entorno. Las regulaciones en el uso del espacio pueden apalancar o limitar el efecto de su diseño.





[1] Isaacson, Walter. Steve Jobs. New York: Simon & Schuster, 2011. Print.
[2] Ibid
[3] Fayard, A.-L, and J Weeks. "Who Moved My Cube?" Harvard Business Review. 89 (2011): 7-8. Print.
[6] Opcit
[7] Doorley, Scott, and Scott Witthoft. Make Space: How to Set the Stage for Creative Collaboration. Hoboken, N.J: John Wiley & Sons, 2012. Print.